Así es el nuevo manto de la Virgen de la Victoria de las Cigarreras

La hermandad de las Cigarreras estrenará, en el próximo rosario de la aurora, un nuevo manto para la Virgen de la Victoria. Bordado en el taller astigitano de Jesús Rosado Borja, la pieza rememora el característico diseño del manto de salida y bordados del palio de la corporación del Jueves Santo.

Un acto que tendrá lugar el próximo domingo, 4 de octubre, momento en el que verá la luz esta pieza diseñada por el artista cordobés Rafael de Rueda Berruezo para el bordador de Écija, siguiendo las directrices del comisario José Manuel López Bernal.

El manto

Bajo seguimiento de la Comisión de Patrimonio de la corporación, «con esta nueva incorporación al patrimonio de la Hermandad se evitará el deterioro del histórico manto de salida, ya que en besamanos y otros cultos externos diferentes a la salida procesional del Jueves Santo se usará preferentemente la nueva pieza que ahora se estrenará», señala la entidad. Una valiosa pieza del bordado sevillano, diseñada por Pedro Domínguez López y realizada por el taller de Juan Manuel Rodríguez Ojeda entre 1895 y 1897.

En cuanto al nuevo manto, se trata de una obra concebida en color burdeos oscuro, en soporte de terciopelo de seda, de 450 cm. de ancho en su parte superior y de 250 cm. de alto. Se ha realizado usándose diversas técnicas como la muestra armada, cartulinas y hojilla, y con diversas hilaturas en oro fino. También se han introducido hilos de seda, tanto en el escudo real como en matizados de las flores de lis.

El planteamiento decorativo parte de los presupuestos regionalistas diseñados para el paso de palio y manto de salida por Pedro Domínguez López en la década de 1890, con criterio historicista, tomando como referencia el plateresco; estilo éste que caracteriza a los bordados de la corporación desde fines del siglo XIX.

Fuente: Pasión en Sevilla


Freeman Galicia