Artículo de Opinión II

Ayer mostraba todo mi apoyo a las Cofradías en lo relativo a la ayuda municipal para la celebración de la Semana Santa. Ahora bien, en el artículo de opinión de hoy quiero comentar otros puntos de vista de temas y asuntos tratados en los últimos años que nos han ido dando la razón con el paso del tiempo.
Recuerdo que tras el cese del Señor Castro Couto en Dolores y los incidentes ocurridos en la Cofradía de Dolores durante el mandato del Señor Cal, un servidor hablaba de la necesidad de forzar una candidatura para unas elecciones para que la Cofradía no fuera gobernada por un Comisario teniendo el control absoluto con la permisibilidad de la Diócesis. Todo el mundo se quedó de brazos cruzados y cosas de la vida, ahí seguimos con un tercer Comisario, algo inaudito en el mundo cofrade nacional. Lo peor de todo es que nadie movió un dedo entonces y ahora los cofrades son meras figuras decorativas y que no cuentan para nada, tan solo para pagar su cuota y procesionar. No deciden nada sobre lo que hacer o no hacer, e incluso no pueden conocer a donde se destina su dinero, y tampoco reciben información de ningún tipo en Asamblea. Ahora bien, la Junta de Cofradías habla de transparencia a la hora de justificar las facturas de gastos al Concello. Primero habrá que predicar con el ejemplo no?

Luego este mismo capítulo se extendió a otra Cofradía, la de las Angustias, que vive al capricho de los cuatro dirigentes de turno y la figura del Comisario también se extiende en el tiempo sin que los cofrades digan o hagan nada.

Tampoco soplan buenos vientos, por lo que sabemos, en Cofradías como la Merced o el Santo Entierro. Según me cuentan hay bastante descontento con la forma de gobierno de estas Hermandades. Es lo que tienen los mandatos eternos en el tiempo de algunos dirigentes.

La Orden Tercera sigue en su bunker particular y tampoco son ejemplo alguno de transparencia en su información. Ahí tenemos a otro presidente eternizado en la poltrona y dilapidando dinero público en obras de “arte” de calidad mediocre.

Luego vino el eterno problema del local del Hospicio, en donde muchos nos movimos para tratar de que Dolores lo mantuviera. Pero ni con “promesas” de que se iba a arreglar y pronto Dolores tendría un local. Entonces los que mandaban en la Cofradía no movieron ficha por orden de Don Manuel, que ahora se fue y nos dejó con todos los problemas que en muchos casos son culpa de su falta de carácter a la hora de adoptar decisiones. Los cofrades entonces no supieron ver la verdadera importancia que ese local tenía para la Cofradía, y ahora llevan estos pagando durante varios años dos locales de alquiler. Uno como almacen y otro como oficina. Los cofrades no tienen un sitio donde reunirse, compartir y hacer hermandad, aunque este mal es de todas, no solo de Dolores. Seguimos teniendo cofradias de “paseantes”  de Semana Santa, el resto del año no hay espiritu de Hermandad, algo si cabe mas importante que salir en procesion.

Después estuvo mi intento y el de otros compañeros de poner en funcionamiento la Cofradía de la Estrella como Asociación Cultural independiente de la Iglesia en cuanto a funcionamiento administrativo y jurídicamente hablando, no en cuanto a lo demás (incluso llegamos a tener encuentros con el anterior Obispo para ponerla en funcionamiento siguiendo unas pautas). De esta manera queríamos “copiar” el método sevillano, en donde todas las Cofradías que aún siendo iglesia, están registradas como Asociaciones Culturales independientes y cuyos bienes y patrimonio en general son propiedad de las Cofradías y no de la Iglesia en sí. Cuando reciben dinero público lo reciben como Asociación Cultural de la ciudad y no como Iglesia, que hoy en día en este tipo de asuntos es un “lastre” como se está demostrando en nuestra ciudad. Muchos pusieron el grito en el cielo por querer poner en funcionamiento un modelo nuevo para no estar “sometidos”.
Ahora, en el caso que nos ocupa, con la negativa por parte del que puede ser futuro alcalde de Ferrol de apoyar a la Iglesia con la Semana Santa, espero que algunos o algunas entiendan la razón por la que queríamos montar la Cofradía de la Estrella “al margen” de la Iglesia, que no quiere decir que no quisiéramos estar bajo sus directrices. Luego pasó lo que pasó, cuando la Señora Arcos en su momento – quien ahora “trina” por las esquinas de Ferrol sobre como la trataron los presidentes de las Cofradias – no entendió nuestras intenciones y nos bombardeó hasta que tiró por tierra nuestra idea. No obstante, la Cofradía de la Estrella está en compás de espera, cuenta con su documentación en regla para comenzar su actividad cuando la ocasión lo permita.
Espero que ahora con lo que está pasando se entienda lo que queríamos hacer.

Y es que algunos en muchos de los temas candentes y de vital importancia siempre fuimos por delante, aunque muchos no nos quisieran seguir, en muchos casos por miedo a que saliera mal y perder posiciones en las otras cofradias. Espero que ahora nos den la razón o al menos entiendan que no era un simple capricho.

Y por ultimo y teniendo en cuenta la transparencia que dicen tener las Cofradias. Me gustaria preguntar: Cuando celebraran Dolores y las Angustias sendas Asambleas? Cuando presentaran estas sus cuentas a sus Cofrades? Y la Orden Tercera? Por que en la Junta de Cofradias no toman ejemplo de otras Juntas y en su revista anual de Semana Santa en lugar de tanta cronica social y tanta foto personalista publica sus cuentas?  Eso seria un princio de transparencia y no lo que pregonan.


Freeman Galicia

Los comentarios están cerrados.